jueves, 20 de enero de 2011

Deberes Cristianos

Ro. 12:1-21

Para empezar con los deberes de un cristiano, es primordial que nos entreguemos al 400% a Dios, y que presentemos nuestro cuerpo en sacrificio vivo, pues es lo que le gusta a Dios Ro. 12:1 Esto significa que nos desprendamos de lo que nos gusta y que dejemos de hacer las cosas que queremos como seres humanos para hacer las cosas que Dios quiere.
Debemos poner la voluntad de Dios antes que la nuestra Mt. 16:24-25

En este capítulo Pablo habla acerca de que debemos trabajar juntos para hacer la voluntad de Dios, y que cada uno de nosotros tiene una función en especial para cumplir con lo que Dios desea Ro. 12:4-5

Para poder cumplir con esto, Dios nos da a cada uno dones diferentes que sabe que podemos utilizar para bien y para hacer su voluntad, pero es muy importante que los aceptemos y los sepamos aprovechar siempre siendo humildes. Esto es porque todo lo que tenemos es porque Dios quiere dárnoslos y no porque lo merezcamos, por lo que debemos aceptar estos dones con humildad Ro. 12:3

Algunos de los dones de los que habla Pablo son: Ro. 12:6-8
 Profecía: vocero de Dios
 Servicio
 Enseñanza: no solamente se trata de explicar, sino de enseñar con el ejemplo
 Exhortación: alentar a los creyentes y a los no creyentes a que se acerquen a Dios
 Repartición
 Misericordia: conocer y ayudar a los demás con sus necesidades
Estos son solamente algunos ejemplos, pues existen más dones 1Co. 12:7-11

Aparte de estos dones que Dios nos da a cada uno, debemos cumplir con ciertos deberes, entre los que Pablo menciona que debemos: Ro. 12:9-21
 Tener amor sin fingimiento, es decir amor real y sin buscar alguna clase de recompensa
 Tener amor fraternal con los demás
 Seguir lo bueno aborreciendo lo malo
 Ser diligentes y no perezosos, debemos estar activos y listos siempre
 Orar, no solamente para pedir sino para agradecer lo que Dios nos da
 Practicar la voluntad de Dios
 Ser humildes
 Tener empatía con los demás, ponernos en su lugar y ayudarlos
 Procurar el bienestar de los demás, sean o no cristianos
 Ayudar a los demás incluso si nos desean el mal, pues debemos tratar de estar bien con todas las personas Ro. 12:14, 17-18

Por último debemos recordar siempre que la venganza es de Dios pues Él es el único que es justo Dt. 32:35 He. 10:30 por lo que nosotros nunca debemos buscar vengarnos de nadie Ro. 12:19

Con todo esto también podemos decir que un cristiano debe siempre tratar de pensar como Dios y actuar como Él lo haría. Debemos renovar nuestra mente y entendimiento, transformarnos y dejar lo que nos gusta para hacer lo que Dios quiere es decir, hacer un sacrificio vivo.

Para lograr esto, Dios nos ha dado al Espíritu Santo, el cual nos hace sentir y saber lo que Dios quiere y cuando nos equivocamos. Dios nos da el Espíritu Santo para que estemos encaminados hacia Él y no hacia lo que nosotros queremos.

Espíritu Santo -------- conciencia -------- se alimenta de conocimiento

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada